Domingo, 21 de Octubre de 2018
La Voz Opositora Independiente

Mandan tras las rejas a alcalde del régimen por asesinar a golpes a un hombre

05/10/2018 Alicia

A la gente de Caripito, capital del municipio Bolívar del estado Monagas, lo soltó el chingo y lo agarró el sin nariz.

A su alcalde “rojo rojito”, Nelson López, le fue dictada medida de privativa de libertad según refirió un comunicado de prensa del Ministerio Público, luego de ser  imputado por los delitos de homicidio calificado por motivo fútil, homicidio calificado en grado de frustración, tráfico de influencias y peculado de uso.

López, militante del partido del régimen (Psuv), es señalado como el responsable del asesinato de Hugo Centeno, el pasado 9 de septiembre, en esa población, y de causarle graves heridas al hermano de la víctima, Oswil Centeno, después de una pelea que ocurrió entre las víctimas y funcionarios adscritos al despacho del alcalde, quien habría instigado la agresión.

Testigos declararon que los hermanos Centeno fueron golpeados tanto por López, como por varios funcionarios de la alcaldía; los esposaron, montaron en una camioneta y los trasladaron a la hacienda El Cacao, donde continuaron con la golpiza que provocó la muerte de Hugo.

Le puede interesar ¡Qué desgracia! Arrestan a dirigente del PSUV por actos lascivos a un menor de edad

El sobreviviente denunció en su cama de convaleciente los hechos a la diputada de la legítima Asamblea Nacional por Monagas, María Gabriela Hernández, quien elevó el caso a la Comisión de Política Interior del parlamento.

Este jueves, el Ministerio Público informó que en la audiencia de presentación López fue imputado por la Fiscalía 25 de Monagas como “determinador en los delitos de homicidio calificado con alevosía por motivo fútil, y homicidio calificado con alevosía por motivo fútil en grado de frustración”.

El mandatario, que resultó electo en los comicios de 9 de diciembre de 2017, fue arrestado el 27 de septiembre en un hotel de Maturín, donde estaba escondido. Con él también fueron apresados el director de Seguridad Ciudadana del municipio, Frank Arteaga; los choferes del alcalde, Jean Acosta y Malvin Mujica; Patricia Wilson, madre de Mujica, y Jesús Amarista.

El grupo de criminales, todos "hombres nuevos" que cumplen a la letra la cartilla del "legado del comandante supremo", fueron imputados como coautores por el homicidio de Hugo, y en grado de frustración en perjuicio de Oswil Centeno, y la madre de Malvin Mujica fue acusada por asociación para delinquir. La Fiscalía 12 Anticorrupción añadió al camarada López los delitos de tráfico de influencias y peculado de uso.

¡Y los agarró el sin nariz!

Ante la ausencia definitiva del mandatario local, la Cámara Municipal de Bolívar, mayoritariamente en manos rojitas, acordó la designación como alcalde interino de su colega de bancada Carlos Rojas, hermano de otro ejemplar hombre revolucionario, Numa Rojas, quien cumple arresto domiciliario tras ser sentenciado a  seis años, siete meses y 22 días de prisión, más inhabilitación política, por delitos de corrupción cuando ejerció como alcalde de la capital monaguense, Maturín, entre 2005 y 2009.

Los seguidores del exmandatario, quien ahora se autodeclara como “preso político” del dictador Nicolás Maduro, afirman que a Numa Rojas se debe la curul de Diosdado Cabello, quien fue electo por su estado natal como diputado a la Asamblea Nacional en 2015, aunque luego abandonó el cargo, junto a su camarilla, para ir a la "elección" de la fraudulenta constituyente comunal que usurpa las funciones del legítimo parlamento.   

También aseguran que la gobernadora Yelitze Santaella, la misma que en la campaña se puso los guantes para hacer la payasada de "boxear" en un cuadrilátero montado en una plaza de Maturín, fue reelecta porque Numa le metió el hombro pues de lo contrario habría sido raspada por malosa. 

Y para que no queden dudas del "liderazgo" que le atribuyen al hombre, sostienen que el dictador Maduro "arrasó" en Monagas por la "extraordinaria" campaña que Numa hizo para arrastrarle los votos a su favor.  

El detalle, explican, es que Numa no es un hombre manejable, por lo cual los mandamases del régimen le quitaron el apoyo del partido, primero para postularse a la Asamblea Nacional y luego en su aspiración de optar nuevamente a la alcaldía de Maturín.

Numa Rojas se peleó entonces con el Psuv y montó tienda aparte, y de seguidas comenzaron a sacarle los trapos sucios que le tenían guardados al camarada. Cuatro años después de estar en la reserva, la nomenclatura chavomadurista se percató de las "irregularidades" que habían ocurrido en la alcaldía y, nada, que no se perdona ningún desliz contra la inmaculada "ética revolucionaria".

Numa Rojas fue arrestado en diciembre de 2013 y llevado a la la sede de la Dirección de Contrainteligencia Militar (Dgcim) en el estado Bolívar. Luego de comer por tres años su ración de patria recibió una medida de arresto domiciliario que cumple en Maturín desde entonces.

Redacción Secretos Revelados




Loading...

Déjanos tu comentario!